Autoshow: Fucking selfie

“Somos las mieles para tus moscas. Vení a chupar, te vamos a masturbar la sensibilidad”, dice uno de los personajes de Fucking Selfie, en la primera entrega del Proyecto Holodrama. Esta trilogía de ficciones producidas en aislamiento tuvo su preestreno el sábado 3 de octubre a través de videoconferencia y Revista Roer estuvo ahí.

La creación escénica se reinventa en un nuevo experimento tecnológico a través de esta obra escrita y dirigida por Charlee Espinosa. Con más de 10 actores y actrices en pantalla, el director pone de manifiesto el vínculo con la cámara y, sobre todo, con la exposición. Las próximas dos entregas tendrán como títulos Putos y Matria.

“Y cuando toda esta tragedia termine va a estar tu carita brillando en la oscuridad”

En este tiempo aprendimos que si algo es gratis, el producto somos nosotres. Horas de scrolleo y nuestras caras una y otra vez en la pantalla jugando al time line. ¿Qué buscamos? El olvido es un monstruo al que tememos cada veinticuatro horas, cuando nuestra historia de Instagram se vuelve a borrar. Fucking selfie es la exposición de la exposición, la performance de la performance. 

Sin embargo, hoy es lo único que tenemos: las indicaciones de dirección fueron hechas a través de plataformas como WhatsApp y Zoom. Además, la obra combina monólogos con una puesta íntima: nada menos que actuar cada cual desde su casa. Hay cuerpos, música, montaje y cámaras.

El aislamiento nos condujo gradualmente hacia la pregunta ¿nuestra vida es un sinfín de aspectos “mostrables”? Detrás de las pantallas hay personas vivas que sienten, que actúan, que necesitan sostén dramático. 

El teatro está en crisis. Seguimos discutiendo si la falta de corporalidad nos expulsa de la disciplina, pero el tecnoteatro está sucediendo. El campo de la experimentación se expande. Como era de esperarse, Fucking selfie no da respuestas, exige preguntas. Y eso, ya lo sabemos, también es teatro.

La obra se estrenará para todo el público a través de Zoom el sábado 10 de octubre y luego quedará el link para ver la obra nuevamente a través de Youtube.

Habrá una segunda función el sábado 17 de octubre. La entrada es gratuita y se consigue a través del Facebook de Artesanal Comunicación o el de Rosario Sabarrena.También se puede pedir la invitación a través de artesanalcomunicacion@gmail.com